Representación Estadistica. Aspectos teorico-practicos en la confeccion e interpretacion del cuadro estadistico o tabla
Autor: Dra. Vania Rodríguez Cortés | Publicado:  13/06/2008 | Bioestadistica. Estadistica Medica | |
Representación Estadistica. Aspectos teorico-practicos en la confeccion e interpretacion del cuadro

Representación Estadística. Aspectos teórico-prácticos en la confección e interpretación del cuadro estadístico o tabla.

 

MSc. Dra. Vania Rodríguez Cortés. Máster en Urgencias y Emergencias Médicas. Especialista de 1er grado en Medicina General Integral. Profesora Asistente del ISCM-Habana

 

MSc. Dr. Ernesto del Pino Sánchez. Máster en Urgencias y Emergencias Médicas. Especialista de 1er grado en Medicina General Integral. Profesor Asistente del ISCM- Habana.

 

MSc. Dr. Marco J. Albert Cabrera. Máster en Investigación en Ateroesclerosis. Especialista de Primer y Segundo Grados en Medicina Interna. Especialista de Segundo Grado en Medicina General Integral. Profesor Auxiliar del ISCM-Habana.

 

Introducción

 

Cuando investigamos, obtenemos información sobre las variables del estudio. Sin embargo, por lo general es tanto el volumen de información que poseemos, que se necesita utilizar alguna técnica que permita presentarla de forma resumida. A continuación, le introduciremos brevemente en las maneras más comunes de representar la información: la tabla o cuadro estadístico y los gráficos.

 

El cuadro estadístico o tabla:

 

Un cuadro estadístico es un recurso que emplea la Estadística con el fin de presentar información resumida, organizada por filas y columnas. El cuadro estadístico tiene la finalidad de representar distribuciones de frecuencias, medidas de resúmenes y series cronológicas.

 

Partes del cuadro estadístico:

 

Varios son los elementos que integran una tabla estadística. Seguidamente presentamos cada uno de ellos:

 

Partes del Cuadro:

 

·         Presentación (Identificación y Título)

·         Cuerpo de la tabla

·         Fuente

·         Notas explicativas

 

1.     Identificación: Consiste en otorgar un orden consecutivo a las tablas, comenzando por el número uno.  Ej.: Tabla 1, Tabla 2. Cuadro 1, Cuadro 2. No debe usarse indistintamente Tabla 1, Cuadro 2.

2.     Título: Debe ser completo y conciso. Para ser completo, el título debe responder a las preguntas qué, cómo, dónde y cuándo.

 

Un análisis del título anterior permite conocer que:

 

·         Distribución de fallecidos es de qué trata la tabla.

·         Los grupos de edad y sexo son el cómo se midió, es decir, a través de cuales variables.

·         “Policlínico Universitario Vedado” es dónde se realizó el estudio.

·         Julio 2005 a Diciembre 2006 es cuándo se realizó el estudio.

 

Las variables se presentan después del vocablo “según”, aunque alternativamente puedes usar el término “por”. También es conveniente decir que, en ocasiones, no es necesario dar respuestas a estas cuatro interrogantes en un título, en cuyo caso sólo se deberá responder al qué y al cómo. Ello ocurre cuando se está representando información obtenida en una investigación y en el informe final o el artículo, se ha consignado en algún apartado anterior al de Resultados, dónde y cuándo se realizó el estudio.

 

El otro elemento, la concisión, consiste en escribir justamente lo necesario. Eliminar las preposiciones y artículos que no ayudan a la comprensión del título del cuadro, es recomendable. No obstante, es importante no  sacrificar el mensaje redactando un título “telegráfico”, no ser lacónico, pues dificultaría la comprensión de lo que se quiere decir.

 

3.     Cuerpo de la Tabla: Es el cuadro en sí mismo, formado por espacios llamados celdas, las cuales se vertebran en filas y columnas.

 

La columna matriz se utiliza para consignar la variable con su escala de clasificación. En caso de que el cuadro represente más de una variable, por la columna matriz se representará la que tenga más clases o categorías o la que constituye la causa, en estudios de causalidad.

 

En la fila de encabezamiento se presentan las distribuciones de frecuencias, las medidas de resúmenes o la otra variable. La fila y columna últimas se dedican a los totales.

 

Las tablas estadísticas suelen clasificarse según el número de variables que representan en:

 

·         Unidimensionales: una variable.

·         Bidimensionales: dos variables.

·         Multidimensionales: tres o más variables.

 

Deben ser autoexplicativas, o sea, que se expliquen por sí mismas, por lo que se debe evitar presentar demasiada información en ellas en aras de ganar claridad. En general, como forma de presentación se utilizan cuadros uni y bidimensionales, reservándose el uso de los multidimensionales para fines de trabajo.

 

4.     Fuente: Se refiere al documento de donde se extrajo la información presentada. Por lo general, las fuentes de información se clasifican en:

 

·         Primaria: Aquella de la que el investigador obtiene directamente la información utilizando diversas técnicas y métodos. Ejemplo: La encuesta o modelo de recolección del dato primario.

·         Secundaria: Aquella que existe independientemente del estudio y el investigador sólo la utiliza. Ejemplo: El Registro de Nacimientos, Historias clínicas.

 

Una fuente es un documento. Frecuentemente esto se olvida, y se consignan erróneamente como fuentes algunos locales, departamentos, entre otros, como la Oficina Nacional de Estadísticas, el Archivo del hospital, etc.

 

5.     Notas explicativas o aclaratorias: Se utilizan cuando se desea aclarar algo, por lo general del título o del cuerpo de la tabla.

 

¿Cómo puedo leer un cuadro estadístico?

 

Realmente parece algo tan sencillo, por lo que  muchas personas pasan por alto muchas  veces, lo que puede conllevar a interpretaciones erróneas de la tabla —o en el peor de los casos, a no entenderla—. Para evitarlo sigue el orden propuesto:

 

1.     Lee cuidadosamente el título, así sabrás de qué trata el cuadro exactamente.

2.     Lee las notas explicativas. Obviamente, las mismas mejoran considerablemente la comprensión de la tabla.

3.     Infórmate de las unidades de medida utilizadas.

4.     Fíjate en el promedio total o porcentaje general del grupo.

5.     Relaciona el promedio total con el porcentaje de cada una de las variables estudiadas.

6.     Relaciona los promedios o porcentajes de las variables estudiadas.

 

Referencias Bibliográficas

 

Daniel WW. Bioestadística. Base para el análisis de las ciencias de la salud. 3ª ed. México D.F.: Limusa; 1997.

Anuario Estadístico de la República de Cuba. 1998. La Habana: UNICEF-FNUAP; 1999.

Spiegel MR. Teoría y problemas de Estadística. La Habana: Pueblo y Educación; 1977.

Camel F. Estadísticas médicas y de Salud Pública. La Habana: Pueblo y Educación; 1985.


A continuación, presentamos una selección de los vídeos que ya pueden ver en la sección Vídeos de Medicina y Enfermería

>>ENTRAR EN VÍDEOS DE MEDICINA Y ENFERMERÍA

Categorías

Buscar publicaciones:



 Búsqueda Avanzada



Siga diariamente todas las novedades de PortalesMedicos.com en


  Revista Electrónica de PortalesMedicos.com

Revista de Medicina y Ciencias de la Salud, de periodicidad quincenal, dirigida a los profesionales de la Salud de habla hispana. ISSN 1886-8924