Farmacos antiarritmicos. Apuntes de enfermeria. Farmacologia
Autor: Marta Gomez Garcia | Publicado:  26/01/2007 | Apuntes de Enfermeria. Farmacologia. | |
Farmacos antiarritmicos. Apuntes de enfermeria. Farmacologia.

CLASIFICACION ELECTROFISIOLOGICA DE LOS AGENTES ANTIARRITMICOS


FARMACOS CLASE I : ESTABILIZADORES DE LA MEMBRANA/BLOQUEADORES DE LAS VIAS DEL SODIO


CLASE I A
                             CLASE I B                         CLASE IC

 

QUINIDINA                            LIDOCAINA                        FLECAINIDA

PROCAINAMIDA                      MEXILETINA                      ENCAINIDA

DISOPIRAMIDA                      APRINDINA                        PROPAFENONA

                                            FENITOINA                                   

                                           TOCAINIDA                                                                                                                                                                 

 

FARMACOS CLASE II : BLOQUEADORES BETAADRENERGICOS :

 

PROPANOLOL

ACEBUTOLOL

METROPOLOL

PINDOLOL

 

FARMACOS CLASE III :


AMIODARONA

BRETILIO

 

FARMACOS CLASE IV : BLOQUEADORES DE LAS VIAS DEL CALCIO :


DILTIAZEM

VERAPAMILO

NIFEDIPINA

 

1.   FARMACOS ANTIARRITMICOS CLASE I A


QUINIDINA:

 

La Quinidina enlentece la fase 0 del potencial de acción y deprime la despolarización diastólica espontánea de la fase 4, no alterando el potencial de reposo de la membrana. Alarga el periodo refractario efectivo en las aurículas, ventrículos, sistema de His-Purkinje y las vías accesorias.

 

Indicaciones: taquiarritmias ventriculares y auriculares de reentrada y ectópicas.


Consideraciones de Enfermería:

 

·       Administrarlos con la comida y observar al paciente por si tiene diarreas.

·       El efecto inotrópico negativo puede conducir a la hipotensión (especialmente con la vía intravenosa).

·       Vigilar continuamente la PS durante e inmediatamente después de la administración intravenosa.

·       Controlar el ECG por si hubiera intervalos QT prolongados.

·       Vigilar los niveles de potasio en suero y observar si existe bloqueo AV avanzado.

·       Para pacientes con un cumplimiento deficitario existen preparados orales de liberación lenta.

 

PROCAINAMIDA:

 

La procainamida posee propiedades electrofisiológicas similares a las de la quinidina, en cuanto a que ambos agentes pertenecen a la clase I. No obstante, la procainamida no prolonga el intervalo QT hasta el extremo que lo hace la quinidina, y su empleo intravenoso es más seguro que el de la quinidina.

 

Indicaciones: tratamiento agudo de la taquicardia ventricular que no responde a la lidocaína. Control de los complejos ventriculares prematuros y control, a largo plazo, de la fibrilación auricular.

 

Consideraciones de Enfermería:

 

·       Interrumpir la administración si aparece: a) el QRS ensanchado en >50%; b) hipotensión; c) se ha dado en total 1 g, vía intravenosa.

·       Durante la administración intravenosa de la dosis de carga, controlar la presión arterial sistólica cada 5 minutos.

·       Vigilar los niveles séricos de potasio.

·       Controlar el ECG, por si aparecen intervalos QT prolongados y observarlo por si aparece bloqueo AV.

 

DISOPIRAMIDA:

 

La disopiramida tiene propiedades electrofisiológicas similares a la quinidina, pero la misma tiene una mayor acción vagolítica y efectos inotrópicos negativos. Estos efectos son el principal inconveniente del uso de la disopiramida en pacientes con una función deficitaria del ventrículo izquierdo. Es más efectivo en la prevención de la fibrilación auricular recurrente o de las arritmias auriculares recurrentes en pacientes sin antecedentes de ICC ó en pacientes con arritmia ventricular.

 

Indicaciones: suprime o evita la actividad ectópica ventricular, arritmias auriculares en pacientes con prolapso de la válvula mitral.

 

Consideraciones de Enfermería:

 

·       Valorar al paciente para hallar signos y síntomas de insuficiencia cardiaca congestiva.

·       Observar al paciente por si hubiera retención urinaria, edema, estreñimiento, sequedad de boca  debido a los efectos anticolinérgicos.

·       Como ocurre con los fármacos de este tipo de clase, los pacientes con fibrilación/flútter auricular deben ser digitalizados primero para evitar el periodo refractario efectivo de la unión AV.

 

2.   FÁRMACOS ANTIARRITMICOS CLASE I B

 

LIDOCAÍNA:

 

La acción electrofisiológica principal de la lidocaína es la depresión de la despolarización diastólica espontánea de la fase 4. Esta depresión causa una disminución en la automaticidad de los marcapasos ventriculares ectópicos e incrementa el umbral de la fibrilación ventricular. La lidocaína es más efectiva en presencia de un nivel de potasio sérico normal; por consiguiente, si existe una hipopotasemia, ésta debe ser corregida para obtener el efecto máximo de la lidocaína.

 

Indicaciones: es el agente parenteral estándar para la supresión de las arritmias ventriculares asociadas con el infarto agudo de miocardio (IAM) y la cirugía cardiaca.

 

Consideraciones de Enfermería:

 

·       Obtener la presión arterial sistólica y la frecuencia cardiaca basales, los intervalos del ECG y aumentar la frecuencia cardiaca (empleando atropina, marcapasos) en los pacientes con bradicardia sinusal antes de administrar lidocaína, debido a los efectos secundarios potenciales en el ECG.

·       Valorar el estado neurológico para detectar toxicidad provocada por la lidocaína (efectos secundarios sobre el sistema nervioso central).

·       Registrar el peso en Kg. diariamente, dado que la dosis de lidocaína está relacionada con el peso.

 


A continuación, presentamos una selección de los vídeos que ya pueden ver en la sección Vídeos de Medicina y Enfermería

>>ENTRAR EN VÍDEOS DE MEDICINA Y ENFERMERÍA

Categorías

Buscar publicaciones:



 Búsqueda Avanzada



Siga diariamente todas las novedades de PortalesMedicos.com en


  Revista Electrónica de PortalesMedicos.com

Revista de Medicina y Ciencias de la Salud, de periodicidad quincenal, dirigida a los profesionales de la Salud de habla hispana. ISSN 1886-8924