El envejecimiento en los diferentes paises, continentes y culturas
Autor: Noelia Pérez Gázquez | Publicado:  7/06/2012 | Otras Especialidades , Geriatria y Gerontologia , Articulos | |
El envejecimiento en los diferentes paises, continentes y culturas .1

El envejecimiento en los diferentes países, continentes y culturas

Noelia Pérez Gázquez. Enfermera Hospital Rafael Méndez. Lorca, Murcia.
Salvador Saura Lucas. Enfermero Hospital Rafael Méndez. Lorca, Murcia.
Mª Mar Mar Ruiz Moreno. Enfermera Hospital Rafael Méndez. Lorca, Murcia.
Julia Mª Sánchez González. Enfermera Hospital Rafael Méndez. Lorca, Murcia.
Fulgencia Sánchez Valverde. Enfermera Hospital Rafael Méndez. Lorca, Murcia.
Mª Del Carmen Iriarte Martínez. Enfermera Hospital Rafael Méndez. Lorca, Murcia.
Mª José Periago Gimenez. Enfermera Hospital Rafael Méndez. Lorca, Murcia.

RESUMEN

No cabe duda que a lo largo de la historia de la humanidad, los conceptos de vejez y de envejecimiento se han visto envueltos en continuos cambios, evolucionando a la vez que lo hacían la sociedad y la cultura del momento; es decir, no supone lo mismo ser anciano en las sociedades primitivas que en la Edad Media o actualmente.

Para poder comprender la consideración que de la vejez se tiene en el siglo XXI, es necesario conocer el papel que a lo largo de los siglos ésta ha ido desempeñando, entendiéndola como un hecho no meramente biológico, sino también como un aspecto íntimamente ligado a la cultura.

PALABRAS CLAVE: vejez; anciano; historia; cultura; envejecimiento.

ABSTRACT

There is no doubt that through out the history of man kind, the concepts of old ageand aging have been involved in continuous change, evolving at the time they did the society and culture of the time, so it is not himself an elder in primitive societies in the Middle Ages or today.

To understand the consideration of old age has in the twenty-first century, we must know the role over the centuries it has been playing, understanding it as a fact not merely biological, but also intimately linked to the culture.

KEYWORDS: old age, old, history, culture, aging.

INTRODUCCIÓN

La valoración del anciano en la sociedad ha estado íntimamente ligada a su capacidad productiva y a su utilidad dentro de la sociedad. Según esto se pueden establecer una serie de ítems de acuerdo a los cuales el anciano ocupará un peldaño u otro en la escala social:

- Disponibilidad de recursos en relación con la población.
- Capacidad de transmisión de conocimientos de manera escrita, tradiciones culturales, etc.
- Velocidad y capacidad de cambio de la sociedad.
- Proporción de individuos que forman parte de este grupo etario.

Conforme una sociedad se posiciona en cada uno de los ítems, es posible encontrar a los grupos de ancianos desempeñando diferentes roles. No obstante, no se puede olvidar que en los últimos años el número de individuos que han pasado a formar parte de la población anciana ha ido aumentando de forma progresiva e imparable, por lo que resulta evidente pensar que esta tendencia no se vaya a modificar, dada la baja tasa de natalidad y de mortalidad existentes, así como el incremento constante de la esperanza de vida, de tal manera que la relevancia de este grupo de edad irá, a su vez, en aumento. Las estadísticas indican que en España, de seguir esta tendencia, a mediados del presente siglo la proporción de ancianos y de jóvenes será la misma.

En la época actual, dentro de las sociedades desarrolladas, se observa cómo se evita, en cierta medida, toda referencia al concepto de edad avanzada. Hablar de la vejez es un tema triste.

La vejez ha de ser entendida en su totalidad; no es solamente un hecho biológico, está integrada dentro de los diferentes espacios que conforman una sociedad, el político económico y el sociocultural.

PREHISTORIA

En los periodos comprendidos entre el Paleolítico y el Mesolítico. (600.000-10.000 a.C.), la estructura social básica de convivencia eran las tribus o clanes, donde el objetivo fundamental era la supervivencia.

Las luchas, las cacerías y las dificultades de adaptación al medio provocaban enfermedades que impedían una supervivencia larga, por lo que los ancianos escaseaban. Así pues la longevidad era asumida como algo sobrenatural y protegida por los dioses. El brujo o chamán desempeñaba el papel del anciano depositario de la sabiduría, capaz de curar enfermedades, poseía artes adivinatorias y se comunicaba con los espíritus.

En esta época es lógico pensar que el cuidado de los ancianos recayera en el ámbito familiar y más concretamente en la mujer, ya que dentro de la división social, ella era la encargada de cuidar de los niños y de los ancianos. Los hombres jóvenes se dedicaban a la caza y a la recolección de alimentos.

Así pues, la vejez en la época de la Prehistoria era asimilada en el conjunto social como un valor positivo.

CHINA

En ninguna cultura la civilización fue tan estática y sólidamente jerarquizada durante tantos siglos como en China. Dadas las condiciones geográficas y económicas de su población, exigía un poder centralizado y autoritario, para la población no se trataba tanto de evolucionar como de sobrevivir.

La jerarquía superior concentraba todo el poder y en ella se encontraban los más viejos. La familia era el núcleo de esta estructura, donde toda la casa debía obedecer al hombre de más edad, éste tenía derecho a la vida y la muerte sobre sus hijos. Este respeto se extendía fuera de los límites de la familia a todas las personas de mayor edad. En realidad los hombres más viejos no eran muy numerosos. Las circunstancias no favorecían la longevidad. En el taoísmo la vejez aparecía como una virtud en sí misma, era la vida bajo su forma suprema.

La Medicina china se centró básicamente en la prevención de enfermedades. Para los chinos, la enfermedad aparece cuando ocurre un desequilibrio entre la persona y el cosmos. El tratamiento de la misma consiste en restablecer ese desequilibrio mediante fármacos, acupuntura y brebajes.

EGIPTO

A partir de la llegada de Alejandro Magno, las tribus se asientan en esa tierra, regada por el río Nilo y que destacaban por su fertilidad y riqueza.

La traducción reciente de su sistema de escritura, que consistía en signos e imágenes (jeroglíficos), ha permitido descubrir en el papiro de Ebers todos los conocimientos médicos y remedios naturales para el tratamiento de enfermedades que esta cultura poseía.

Del pueblo egipcio, cabe destacar su preocupación por la higiene y por la salud pública. Desarrollaron sistemas para la eliminación de aguas residuales, enterramiento de cadáveres y el propio cuidado de sus cuerpos y de sus ropas. La sociedad egipcia se caracterizó por su fuerte creencia en los dioses, mezclando toda una mitología con los asuntos de la vida: organización política, social y de salud.

La figura del médico estaba representada por el sacerdote. No hay referencias de la existencia de instituciones u hospitales, y debido a la alta posición de la mujer en esta sociedad, se puede pensar que el cuidado de los ancianos y de los niños estuviera a cargo de sirvientes o de esclavas.

EL PUEBLO HEBREO

El pueblo hebreo aportó una magnífica fuente cultural a nuestra civilización (hebreo-cristiana). La tradición y los valores de este pueblo se remontan al Antiguo Testamento. A los grandes antepasados de pueblo judío se les atribuye una longevidad fuera de lo común y eran los elegidos como portavoces de Dios. Tan larga vida era una recompensa a la virtud.

Desde la antigüedad, el pueblo hebreo ha vivido en una sociedad estratificada en clases donde los ricos son al mismo tiempo los jueces, los que poseen el poder administrativo y, por consiguiente, los dueños de lo comercio, asignándole un valor a la vejez que ha sido reconocido a lo largo de los tiempos, en la que los ancianos representaban el poder político y desempeñaban un importante papel en la vida pública.

El Tribunal Supremo estaba representado por 24 clases sacerdotales de los Doctores de la ley y ancianos del pueblo. Este tribunal dictaba leyes y controlaba todo lo referente a la religión, que a su vez extendía a prácticamente todos los ámbitos de la vida.

Con respecto a los cuidados de los ancianos, el pueblo judío ha seguido los mismos patrones de la tradición cristiana, al ser una sociedad patriarcal, los cuidados han recaído en el seno de la familia, en la mujer y en las instituciones, según los diferentes periodos y circunstancias sociales y familiares. A lo largo de los tiempos, la vejez ha ido perdiendo poder e influencia a causa de las transformaciones modernizadoras de nuestras sociedades.



Categorías
Buscar publicaciones:



 Búsqueda Avanzada



Siga diariamente todas las novedades de PortalesMedicos.com en


  Revista Electrónica de PortalesMedicos.com

Revista de Medicina y Ciencias de la Salud, de periodicidad quincenal, dirigida a los profesionales de la Salud de habla hispana. ISSN 1886-8924