El Patron Cuantico de la Conducta Humana, Implicaciones Bioeticas. La Flecha de Tiempo Cosmologica, La Entropia y La Neghentropia Moral
Autor: Dr. Juan Herrera Salazar | Publicado:  12/11/2009 | Etica, Bioetica. Etica medica. Etica en Enfermeria | |
El Patron Cuantico Conducta Humana, Implicaciones Bioeticas. Entropia y Neghentropia Moral.3

La Flecha del Tiempo:

 

Las soluciones del universo, usando tiempo imaginario. no las discutiremos, ya que las ecuaciones de Stephen Hawking nos muestran que en el universo real. en este universo en que vivimos, el tiempo puede ir en una sola dirección, de manera que vamos hacia el futuro y sólo podemos recordar el pasado.

La flecha de tiempo sigue la misma dirección que la flecha termodinámica, la flecha cosmológica y la flecha psicológica, (sólo recordamos el pasado).

 

La flecha termodinámica nos recuerda que no se puede violar la II ley de la termodinámica de Newton, siempre se pasa de un estado de mayor orden a uno de menor orden, mayor desorden. de más entropía.

La flecha cosmológica. nos apunta en la dirección de la expansión del universo. Nuestros actos humanos siguen la flecha psicológica, toda nuestra proyectualidad se dirige, se orienta hacia el futuro, dejamos en el pasado nuestros actos ordenados. de manera que pueden ser recordados, (flecha psicológica).

 

Los actos humanos

 

Los actos humanos por definición en el universo actual antrópico, se producen y se orientan teleológicamente según la flecha de tiempo. Parecen tener la finalidad de buscar el bien del hombre (hacerlo subsistir. mantener su existencia en este universo).

Los actos desde un punto de vista de la mecánica cuántica no están determinados. Gozan de un grado de libertad que los hace impredecibles, sin embargo este rango de incertidumbre o indeterminación, puede restringirse y estudiarse, con modelos matemáticos aplicables al universo (físico-moral real).

 

Haremos referencia al gráfico fig. 1 y a las inecuaciones allí expresadas.

 

La singularidad es el punto de partida de la línea de la flecha de tiempo que se grafica a su derecha, sobre la abscisa, de color verde y resume la evolución del universo.

A la izquierda de la singularidad se grafica una línea de color azul que llamamos eternidad.

En la eternidad se encuentra presente una fuerza trascendental (no de este universo) que lo llamamos Metanúmero (ΑΩX), que en nuestro modelo sería el responsable de configurar el estado inicial del universo y ponerlo en Acto.

 

Para proseguir. es necesario dejar claro al lector las implicaciones bioéticas de este modelo:

 

1.     Acepta un principio Creador.

2.     Acepta los límites definidos del universo, un universo abierto. Que inicia con la singularidad, donde el espacio-tiempo se vuelve infinitamente curvo.

3.     Que el hombre aparece en la tierra en virtud del principio antrópico. teleológicamente concebido para que podamos contemplar el universo creado.

4.     El diseño de leyes que rigen el universo y que su creador no altera durante su evolución y no determina los actos humanos.

5.     Un diseño del universo simple, para que sea inteligible y descubramos las leyes que lo rigen, incluyendo las leyes aplicables a la conducta humana, que Séneca y Cicerón llaman Ley Moral Natural.

6.     Que los actos humanos difieren sólo por su grado de bondad.

7.     Que nuestros actos son análogos al “Acto Puro”, persiguen la subsistencia del hombre en el universo.

8.     Que el Acto Puro es un acto V3, que los teólogos llamarían de manera propia. Acto de Amor, que es el acto que libera más energía al universo.

 

Todas estas premisas se pueden resumir diciendo: los actos de amor son los que más energía liberan al universo.

 

La mecánica cuántica nos pone frente a un universo de gran elegancia, que nos permite ahondar en lo que se denomina misterio de la libertad humana.

 

Ahora examinemos los actos humanos, graficados en la flecha de tiempo de color amarillo.

Los actos humanos para configurarse toman un cierto tiempo, graficado a la izquierda de los actos humanos, línea amarilla.

 

Los actos humanos pueden considerarse, siguiendo el principio de incertidumbre como posible de describir, siguiendo la leyes de la mecánica cuántica, como de tres tipos: (v1, v2 y v3). que vamos a traducir a lenguaje moral para facilitar su comprensión.

 

Llamaremos v1 los actos de menor orden moral. en lenguaje moral actos viciosos.

Llamaremos v2 los actos indiferentes de mayor orden moral que los viciosos, pero de menor orden que los virtuosos.

Llamaremos virtuosos v3 a los actos de mayor orden moral.

 

Es claro que no podemos predecir que tipo de actos los sujetos agentes realizarán, sólo dentro de un rango de indeterminación a saber: (v1...∞. v2… ∞. v3… ∞), según la categoría de actos que realicemos.

 

El sujeto puede decidir obviamente qué categoría de actos realizar, pero nosotros no podemos predecir qué categoría de acto realizará. ni que acto específico realizará, hasta que el agente venga solicitado desde el exterior configure su respuesta debidamente, considerando todas las operaciones del acto (finis operis. finis operantis. circunstancias) y el sujeto decida actualizarse. pasar de potencia a acto. Sólo en ese momento conocerá todas las características del tipo de acto que esta por realizar.

 

Es necesario por ahora hacer algunas consideraciones preliminares. para elaborar la teoría de los patrones cuánticos de las acciones humanas: los actos de mayor orden moral. son los actos que toman más tiempo en configurarse. Los actos de menor orden moral se configuran rápidamente, como los actos reflejos (neurológicos).

 

Vamos ahora a utilizar la analogía del “Acto Puro” para sustentar nuestra teoría cuántica de las acciones humanas: cuando el Creador configura el estado inicial del universo. Utiliza la configuración más simple posible, pero con el mayor grado de orden posible, la simple singularidad, que una vez en acto sigue las leyes ya configuradas. universo teleológico, para que cuando el hombre aparezca en la evolución del universo, descubra las leyes que rigen su conducta.

 

El Acto Puro pone en acto a la singularidad que se encontraba configurada en estado de máximo orden. se espera por lo tanto que ese acto libere la máxima energía posible.

 

Los actos humanos vamos a considerarlos análogos al Acto Puro. Es decir, que los actos humanos que se configuran para lograr un orden moral mayor. producirán más entropía en el universo.

 

Esta naturaleza explica por qué el hombre, tiende a realizar actos de mayor orden moral, para su propio bien, ya que si producen mayor entropía. se orientan como el Acto Puro, a nuestro propio bien, porque tienden a mantener el universo en expansión, en la misma dirección de la flecha termodinámica. Con estas premisas nos queda solo por enunciar las inecuaciones del gráfico de la fig.1: V3t3 > v2t2 > v1t1



Revista Electrónica de PortalesMedicos.com. ISSN 1886-8924

Revista Electrónica de PortalesMedicos.com – ISSN 1886-8924 – 

Revista de periodicidad quincenal dirigida a los profesionales de la Salud de habla hispana interesados en mantener sus conocimientos científicos al día y cultivar una formación continuada en las diversas especialidades en que se divide el Conocimiento Médico actual.

Leer el último número publicado