Aplicaciones practicas en cirugia de las membranas de amnios humano
Autor: Dr. Santos Golvi Rodríguez Legra | Publicado:  14/12/2009 | Cirugia Plastica Estetica y Reparadora , Cirugia General y Digestiva , Imagenes de Cirugia Plastica Estetica y Reparadora , Imagenes de Cirugia General y Digestiva | |
Aplicaciones practicas en cirugia de las membranas de amnios humano .1

Aplicaciones prácticas en cirugía de las membranas de amnios humano.

 

membrana_amnios_humano/foto_1_ulcera

 

Dr. Santos Golvi Rodríguez Legra. Especialista de primer grado en Cirugía General, Diplomado Medicina Intensiva y Nutrición Humana.

 

Colaboración Médica Cubana en Guatemala Octubre 2009. Hospital Rural Integral Fray Bartolomé de las Casas. Alta Verapaz.

 

RESUMEN:

 

INTRODUCCIÓN:

 

La membrana amniótica humana ha sido usada en medicina desde el año 1913, sin embargo, su interés ha renacido en los últimos años, y se está popularizando su uso como cobertura biológica temporal de heridas en ciertos campos de la cirugía. En años recientes, algunos investigadores han evaluado experimentalmente las ventajas que la membrana amniótica tiene sobre la piel humana y porcina para controlar la población bacteriana local de los tejidos, incluyendo la agresiva Pseudomona Aeruginosa en las quemaduras.

 

OBJETIVO.

 

Resaltar la importancia del uso de la membrana de amnios humano en los casos con lesiones de partes blandas.

 

MATERIAL Y MÉTODO.

 

Las placentas usadas como fuente del amnios se obtuvieron directamente de la Sala de operaciones procedentes de las pacientes cesareadas sin la realización de tacto vaginal, protegiéndolas en recipientes estériles para su traslado. Se descartaron aquellas que provenían de pacientes que habían tenido ruptura prematura de membranas, manchadas por meconio, o con infección ovular. Usando guantes estériles, el amnios se separa manualmente de la placenta, haciendo énfasis en separar el amnios del corion. El amnios se secciona circularmente a nivel de la implantación del cordón umbilical se preserva en una solución antibiótica preparada a este efecto.

 

RESULTADOS Y DISCUSIÓN.

 

El concepto del uso temporal de tejido biológico en quemaduras, no es nuevo y se ha practicado desde los años 1942 a 1953, cuando se inició la aplicación de piel de cadáver y se ha extendido en tiempos recientes a otros campos de la Cirugía, La membrana amniótica embriológicamente se forma del ectodermo en el feto, y se considera que es una extensión de la piel del mismo, por lo que funciona como un injerto de piel del mismo paciente. En los casos incluidos presentamos un solo rechazo.

 

CONCLUSIONES:

 

1.     La membrana amniótica provee una fuente inagotable, de fácil obtención, y no representa costo alguno para el paciente.

 

2.     Ahorra el material quirúrgico del centro con lo que contribuye a la racionalización de los recursos económicos.

 

INTRODUCCIÓN

 

La Membrana Amniótica Humana ha sido utilizada en medicina desde el año 1913, sin embargo, su interés ha renacido en los últimos años, y se está popularizando su uso como cobertura biológica temporal de heridas en ciertos campos de la cirugía. Algunos tejidos, tales como la piel homologa o heteróloga (piel de cadáver o porcina) se usan en un intento de obtener esa cobertura para la región afectada, lo que contribuye a disminuir el crecimiento bacteriano a ese nivel. En años recientes, algunos investigadores han evaluado experimentalmente las ventajas que la membrana amniótica tiene sobre la piel humana y porcina para controlar la población bacteriana local de los tejidos, incluyendo la agresiva Pseudomona aeruginosa en las quemaduras. Varios autores han hecho estudios comparativos de pacientes entre aplicación de amnios y nitrofurazona en quemaduras, demostrando la superioridad de la primera (1-5).

 

Colocho (1) ha experimentado en animales de laboratorio la introducción de amnios a través de incisiones en las cuales se han preparado lechos subcutáneos o dentro del músculo, observando únicamente que ocurre cierto grado de autólisis, poca adherencia, y sobre todo, la falta de neovascularización de los tejidos a la membrana. En otras palabras, que la membrana amniótica tiene la particularidad de no ser vascularizada por los tejidos del receptor o del enfermo.

 

La Membrana Amniótica Humana, es un apósito biológico de calidad, sirve como terapéutica definitiva, o como cobertura temporal en el tratamiento de las quemaduras; cada placenta puede proveer entre uno y dos pies cuadrados de tejido y no se considera en la actualidad como EXPERIMENTAL (2).

 

El propósito de éste trabajo, es ampliar el precedente pero con sentido y campo más amplio y específico del uso de las membranas de Amnios Humano en Cirugía, como puede ser el tratamiento del paciente con pérdida de tejidos de partes blandas.

 

OBJETIVO.

 

·         Resaltar la importancia del uso de la membrana de amnios humano en los casos con lesiones de partes blandas.

 

MATERIAL Y MÉTODO.

 

Las placentas frescas usadas como fuente del amnios se obtuvieron directamente de la Sala de Operaciones, cuando se efectuaron cesáreas, protegiéndolas en recipientes estériles. Se desecharon aquellas que provenían de pacientes que habían tenido ruptura prematura de membranas, manchadas por meconio, con infección ovular o con tacto vaginal previo a la Cesárea.

 

Utilizando guantes estériles el amnios se separa manualmente de la placenta, haciendo énfasis en separar el amnios del corion, siguiendo el plano virtual de separación que existe entre ambas membranas y dejando este último unido a la placenta. El amnios se secciona circularmente a nivel de la implantación del cordón umbilical. Se lava inmediatamente para limpiarlo de sangre y coágulos, con solución salina fisiológica al 0,9% estéril.

 

Se coloca en frasco estéril con una solución a base de metronidazol 250 mg, gentamicina 160 mg y penicilina cristalina 10 millones de unidades, tapado y sellado en sus bordes para conservarse en refrigeración entre los 8 y 10 grados centígrados.



Categorías
Buscar publicaciones:



 Búsqueda Avanzada



Siga diariamente todas las novedades de PortalesMedicos.com en


  Revista Electrónica de PortalesMedicos.com

Revista de Medicina y Ciencias de la Salud, de periodicidad quincenal, dirigida a los profesionales de la Salud de habla hispana. ISSN 1886-8924