Significado de la lactancia materna: un valor cultural de la familia venezolana
Autor: Dra. Reina Xiomara Ferrer Díaz | Publicado:  28/06/2010 | Pediatria y Neonatologia , Medicina Familiar y Atencion Primaria | |
Significado de la lactancia materna: un valor cultural de la familia venezolana .1

Significado de la lactancia materna: un valor cultural de la familia venezolana.

Reina Ferrer 1
Evelia Figuera 2
Rosa Reina 3
Hilda Cárdenas 4

1. Profesor del Departamento de Salud Reproductiva y Pediatría, Escuela de Enfermería Universidad de Carabobo. Venezuela. Integrante de la Comisión Coordinadora de la Maestría en Salud Reproductiva. Coordinadora del Proyecto Comunitario Prevención de embarazo de la Parroquia Miguel Peña Carabobo - Venezuela. Candidato al Programa de Investigación Ciencias y Tecnología. Estudiante del Doctorado de Cuidado Humano de Enfermería Carabobo – Venezuela.
2. Profesor del Departamento de Investigación, Escuela de Enfermería Universidad Central de Venezuela.
3. Profesor del Departamento de Salud Reproductiva y Pediatría, Escuela de Enfermería Universidad de Carabobo. Venezuela.
4. Profesor del Departamento de Investigación, Escuela de Enfermería Universidad de Carabobo de Venezuela.

Resumen

Este estudio forma parte de la línea de investigación Promoción del Cuidado Humano en la experiencia de la Salud y calidad de vida. El objetivo general fue crear un aporte teórico sobre el Significado de la Lactancia Materna: un valor cultural de la Familia Venezolana, identificando la disposición, así como su perfil de acuerdo a sus características de su grupo familiar. El contexto de estudio fue la zona sur de Valencia, Estado Carabobo. Para la realización de la investigación se utilizó la Fenomenología centrada en la realidad vivencial del hecho cotidiano de lactar directamente del pecho materno a su hijo.

Las participantes pertenecen al mismo sector geográfico tienen como característica principal que son madres; para obtener la información se realizaron entrevistas no estructuradas, grabadas y transcritas por las investigadoras. La información fue analizada según las categorías establecidas en el estudio en las dimensiones (Lactancia Materna exclusiva, apoyo de la lactancia materna, el alojamiento conjunto después del parto, el significado de las relaciones familiares, composición familiar y los valores encontrados en los participantes).

Palabras clave: Significado, Lactancia Materna, Valor, Cultura, Familia.

Introducción

La familia es el santuario donde se aprende y se ejercitan los valores que hacen que la comunidad familiar sea un ejemplo de convivencia que aporta mucho a la sociedad y donde vive (1). Los valores están íntimamente ligados a las personas como principios rectores del actuar humano, y a la vez, el ámbito natural, cada uno da valoración.

Cada valor clasifica los interrogantes de la existencia, el hacer, la importancia de cada momento es la clave de un hogar feliz, viviendo plenamente la unidad, se aprende a vivir valorando las relaciones con los demás, se aprende a convivir, a respetar, a tolerar, a cuidar al otro, a escuchar, a tener sentido de pertenencia, cuidar las cosas, a enfrentar las dificultades, a manejar la tristeza y a compartir las alegrías. El valor; de acuerdo con el pensamiento Aristotélico el bien, lo bueno es lo que todos desean y tiene un soporte en bien ideal y se fundamenta en Dios, desde ese punto de vista algo es bueno y valioso desde siempre porque el reflejo de la ley divina y Dios es el fundamento eterno de todos los bienes (Ramo G. 2004). A diferencias de Aristóteles, Kant (1991), no es lo que lo bueno es bueno porque lo que quiera Dios, esto no serviría para otros, sino que se considera bueno por nacer de la conciencia moral. Obras siempre de tal modo, que tu comportamiento pueda ser imitado por todos como una norma universal. En este caso, lo bueno y valioso responde a la ley de la propia conciencia. Quien no actúa por respeto a esa ley, no actúa moralmente. De acuerdo con el pensamiento de Kant, la conducta moral se juzga a priori y no a posteriori; es de carácter formal y no material, no se guía por estímulos externos, sino que es subjetiva y transcendente. Es decir: los valores son expresiones de la vida son los que mueven el corazón a obrar, dan sentido a la existencia y con figura la personalidad (Ramos, M 2004).

En tal sentido, la misma autora establece los indicadores de los valores: valores biológico, están referidos a la salud, la seguridad, la convivencia, la armonía con el ambiente y la naturaleza; valores personales: la Autoestima, valores familiares, sociedad, referidos a la vivencia de los valores familiares tales como: confianza solidaridad, aceptación, comunicación, apoyo, orientación y ejemplo; valores transcendentales, los cuales hace referencia a la relación hombre Dios, ética sentido de la vida, virtudes como el sacrificio, la humanidad, arrepentimiento, la fe la esperanza, las cuales se deben reflejar en las actitudes valorativas en la vida diaria. Definir con exactitud los valores, es una tarea casi imposible por razones metodológicas haciendo salvedad de su subjetividad y relación con la persona que es el sujeto portador de esos valores. De acuerdo con Rokeach (1973), los valores son consideraciones como estructuras cognitivas por medios de las cuales la persona, elije y actúa desde terminada manera, son un tipo de creencias lo calzadas en el centro, del sistema total del hombre, acerca de cómo se debe o no comportar, en referencia a algo objetivo en la existencia, que vale o no la pena conseguir, y de acuerdo con la definición del Ministerio de Educación y Ciencia de España, dada por Bolívar en (1992), los valores son principios normativos de conducta que provocan determinadas actitudes.

Los valores son componentes culturales y la tarea de la educación es integrar a los hombres y a las mujeres en ese marco común de la sociedad a la que pertenecen, para compartir lo existente en ella. General mente los valores suelen ser compartidos, no hay que olvidar que existen valores individuales dando lugar así, a lo relativo al valor personal de las cosas. Lo valorable es todo; desde lo material, como el dinero, como las virtudes o rasgos de carácter. Visto desde este criterio Fullat (1995), expreso el valor se define como realidad objetiva y subjetiva y a la vez, sin caer en ninguno de los dos extremo: objetivimos y subjetivismo, la objetividad de los valores es tal, y solo estal para una conciencia inquisidora, para una subjetividad que exige cuenta. Es así que Vander, L. (1990) lo define: valores es una ciencia básica a través de la cual se interpreta al mundo y da significado a los acontecimiento de la vida, al encuentro preferencial para orientar el hombre en el mundo y fundamentar en ellos sus proyecto de vida. Son inspiradores de juicios, perspectivas, visiones, objetivo de intuición, que más tarde serán expresados a través de las actitudes. Las actitudes parten de las experiencias vivenciales de la persona. Es importante reconocer que las relaciones entre padres e hijos dan las pautas para las próximas generaciones, como conductas del medio familiar. En tal sentido se incluye la lactancia materna que tiene importancia por sus tres indicadores:

• Alimentaria: la leche materna es el mejor alimento (2).
• Anticonceptiva: después de (10-12) succiones que realice el neonato en las 254 horas al día.
• Inmunológica: a través del calostro y la leche pasan al neonato las inmunoglobulinas IgA y la IgG, y de esta manera empieza a estar protegido el niño (3). La leche materna es un alimento ecológico que no necesita fabricarse ni transportarse, con lo que se ahorra energía y se evita la contaminación del medio ambiente.

Si se coloca el recién nacido al lado de la madre, el contacto piel con piel con ella, se estrechan los lazos afectivos entre madre e hijos, aumenta la autoconfianza de la madre en el cuidado de su niño y se consigue una lactancia exclusiva y prolongada con todos los beneficios para la madre, su hijo (a) y la sociedad. (4)

Los primeros días y sobre todo, las primeras horas después del parto tiene una gran importancia para el éxito de la lactancia materna. Por ello en 1989 la Organización Mundial de la Salud (OMS) y la UNICEF publicaron conjuntamente los diez pasos para una feliz lactancia materna son los siguientes: En primer lugar hay que crear un equipo de trabajo multidisciplinario o comisión de lactancia materna, en la que participen representantes de todos los grupos de profesionales implicados en la salud materno infantil: enfermeras, ginecólogos y pediatras y la dirección del hospital. También se debe contar con los profesionales de atención primaria. La comisión de lactancia elabora un plan de trabajo y un calendario de acción:

Paso 1:

La primera tarea de esta comisión es hacer un protocolo de lactancia o política escrita del hospital que guie a los profesionales y siga las recomendaciones de los 10 pasos de la OMSUNICEF. La política escrita debe ser accesible y puesta en conocimientos de todos, debe ser evaluada y apoya por la dirección del centro. Debe servir para definir las inversiones en personal o en educación sanitaria.

Paso 2:

La educación de los profesionales sanitarios es el componente central de la iniciativa, estos sin formación adecuada darán consejos contradictorios a las madres, basados, sobre todos, en su experiencia personal; sus conocimientos pueden ser insuficientes porque la lactancia está incluida en los planes de estudios. Los cursos teóricos prácticos de 18 y 40 horas diseñado por UNICEF han de mostrado su eficacia para el entrenamiento de los profesionales sanitarios. Como ahí que aumentar habilidades y cambiar actitudes es necesario el componente práctico para ellos, por lo que es útil contar con una consejera de lactancia. La dirección del centro debe garantizar que todo el personal reciba información y los cursos deben repetirse periódicamente. Además, son útiles las auditorias sobre educación sanitaria.



Revista Electrónica de PortalesMedicos.com. ISSN 1886-8924

Revista Electrónica de PortalesMedicos.com – ISSN 1886-8924 – 

Revista de periodicidad quincenal dirigida a los profesionales de la Salud de habla hispana interesados en mantener sus conocimientos científicos al día y cultivar una formación continuada en las diversas especialidades en que se divide el Conocimiento Médico actual.

Leer el último número publicado