El quemado por mineral. Presentacion de un caso clinico
Autor: MrC. Raquel Rojas Bruzón  | Publicado:  7/11/2011 | Cuidados Intensivos y Cuidados Criticos , Articulos , Imagenes , Casos Clinicos de Cuidados Intensivos y Criticos , Casos Clinicos de Cirugia Plastica y Estetica , Casos Clinicos | |
El quemado por mineral. Presentacion de un caso clinico

El quemado por mineral. Presentación de un caso clínico. Holguín. 2010

Dra. MrC Raquel Rojas Bruzón
Dra. Yulexis Hechavarría Jimenes.

RESUMEN:

Este tópico es acerca de la evolución de un quemado por mineral atendido en el servicio de quemados del Hospital docente Vladimir Ilich Lenin de la localidad de Holguín, con el objetivo de ganar en experiencia en el enfrentamiento de estas eventualidades en la práctica médica.

PALABRAS CLAVE: Quemaduras

ABSTRACT¨:

This topic is about the evolution of patient with mineral burnt . He was assisted at Vladimir Ilich Lenin Hospital of Holguín city, the objective was to obtain acquire experience in the medical practice.

KEY WORDS: Burnt

INTRODUCCIÓN:

La supervivencia de un gran quemado es un problema médico a nivel mundial, aún en los centros más sofisticados del primer mundo constituye un reto. Esto es debido a que el éxito depende de muchos factores, como son la edad, extensión y profundidad de las quemaduras, el agente etiológico, el estado premórbido del paciente, el tiempo que media entre el accidente y su llegada al hospital, así como la pericia del personal encargado de su tratamiento. Unido a complicaciones propias de cada etapa de su evolución y el manejo adecuado, en el momento oportuno para contrarrestarlas. En nuestro servicio, a pesar de las dificultades a las que nos enfrentamos cada día de índole económica por encontrarse nuestro País aún en vías de desarrollo y sometido al bloqueo, hemos obtenido resultados alentadores de los cuales a continuación les mostramos un caso.

PRESENTACIÓN Y EVOLUCIÓN DEL CASO:

Paciente masculino de 44 años, raza negra, sano, procedencia urbana, que sufre quemaduras de forma accidental con mineral hirviente en su centro de trabajo.

Tiempo medio desde su accidente hasta su llegada a nuestro servicio 12 horas (La hidratación fue comenzada antes por los compañeros del SIUM).

Clasificación de sus lesiones según extensión y profundidad:

• Dérmicas A 3% de superficie corporal quemada.
• Dérmicas AB 49% de superficie corporal quemada.
• Hipodérmicas 14% de superficie corporal quemada.

Todo esto suma 66% y nos da un índice de pronóstico de crítico extremo.

• A su llegada tiene un estado extremadamente grave, con deshidratación moderada y depresión del ritmo diurético, intranquilo. Complementarios que denotan hemoconcentración. Se da golpe de agua.
• A las 24 horas tiene un balance hidroelectrolítico muy negativo que se mantiene hasta las 48 horas a pesar de la fluidoterapia de reposición que comenzó con el esquema de Brook modificado y luego se mantuvo la hidratación según el comportamiento del ritmo diurético. Se administran 500 ml (mililitros) de plasma.
• Al tercer día las lesiones se mantienen limpias y se aplica xenoinjerto en todas las áreas de heridas dérmicas.
• Al quinto día se realiza la primera cura bajo anestesia para mejorar limpieza de las zonas hipodérmicas a nivel de las caras interna y posterior de los muslos además de las caras posterior de las piernas.
• El sexto día el paciente está ligeramente tomado, refiere “Falta de aire” y se encuentra febril. Las áreas injertadas con piel de cerdo están limpias y se le aplican mallas de Nitrofurazona, pero en las zonas hipodérmicas hay ligero punteado hemorrágico donde se hace lavado amplio con soluciones antisépticas (Timerosal y Hivitane) y se aplica Crema de mafenida. Decidimos curar estas áreas cada 8 horas. Se indica antibiótico sistémico (Ceftazidima y Amikacina).

Indicamos Rx de tórax, hemogasometría, creatinina y hemograma completo, donde se detecta anemia de 64 gramos por litro. El resto de los complementarios normal.
Se le transfundió 800 ml de glóbulos rojos.

• Transcurren varios días y el paciente se mantiene febril, aparece coloración verde azulosa en las zonas ya descritas como sépticas y de las cuales se tomó un cultivo. Áreas con xenoinjertos limpias y los mismos prendidos.
• A los 19 días se colocan nuevamente xenoinjertos en pequeñas áreas donde se habían desprendido, ya han ido epitelizando la mayoría de las zonas dérmicas A y AB por lo que se pasa el reporte a grave y se retira la hidratación.
• Al mes de evolución el paciente moviliza secreciones pulmonares y hace picos febriles de 39°C que ceden a las MAT. Se indica radiografía de tórax donde aparecen lesiones pulmonares sugerentes de Neumonía bacteriana y a causa de esto cumple ciclos de antibióticos con Gentamicina más Ciprofloxacina, agregado a esto no se le ha resuelto el problema de la sepsis a nivel de las heridas granulantes, pues en los cultivos de las lesiones se ha aislado una Pseudomona resistente a todos los antibióticos de que disponíamos, entonces fue cuando le coordinamos un ciclo de Meropenen que termina de resolver ambas sepsis.
• A raíz de todo esto el paciente ha perdido mucho de peso corporal y se discute en el colectivo cateterizar nuevamente al enfermo para comenzar la alimentación parenteral que se llevó a cabo con Lipofundin, Aminoplasmal y Dextrosa al 10%.
• Así las cosas, a los 40 días se logra realizar el primer autoinjerto de piel en muslos y piernas que cubrió la mayor parte de las áreas granulantes y en esta ocasión se transfundieron 400 ml de glóbulos rojos. Cumplió además tratamiento con Eritropoyetina. 

quemado_mineral_quemaduras/lesiones_cutaneas_dermicas

Es entonces, para esta, fecha cuando a consecuencia de ciclos de antibióticos tan fuertes y necesarios el paciente comienza a presentar lesiones micóticas en áreas de la espalda, es tratado con soluciones antisépticas, Ketoconazol en crema y Anfotericina B por vía endovenosa. Cierran las lesiones espontáneamente.

• A los 56 días es intervenido quirúrgicamente para cerrar pequeñas heridas granulantes que por haber tenido una evolución tórpida a causa de la infección no habían resuelto antes.
• Al cumplir exactamente dos meses de estadía es dado de alta con el 100% de sus heridas cerradas.

BIBLIOGRAFÍA:

1- Huang YS; Li AN; Yang ZC: A prospective clinical study on the pathogenesis of multiple organ failure in severely burned patients. Burns 1992; 18:30.
2- Ireton Jones C.S., Gottschlich M.M., La evolución del soporte nutricional de los quemados. En : Lorente J.A., Esteban A. Cuidados intensivos del paciente quemado. Barcelona: Springer-Verlag Ibérica; 1998. p. 235-44.
3- Manzur A.R. Fisiopatología del Paciente Quemado. En: Manejo Integral de las Quemaduras. Colombia : Ed. MEC Impresores Ltda. Barranquilla; 2003.p. 53- 71.
4- Mayes T, Gottschlich M.M., Warden G.D.: Práctica del soporte nutricional en pacientes quemados. En: J.A. Lorente, A. Esteban. Cuidados Intensivos del Paciente Quemado. Barcelona: Ed. Springer-Verlag Ibérica; 1998. p. 245-79.
5- Zapata S.R. Importancia de La Nutrición Temprana en el paciente quemado. En: Zapata Sirvent R, Reguero Antonio. Actualización en el tratamiento de Las quemaduras. Caracas: Ateproca C.A.; 1997. p. 73-83.
6- Caballero López A. Síndrome de Respuesta Inflamatoria Sistémica. En: Terapia Intensiva. T1. La Habana: Ed. Ciencias Médicas; 2006. p. 2006
7- Caballero López A. Síndrome de Disfunción Respiratoria Aguda. En: Terapia Intensiva. T1. La Habana: Ed. Ciencias Médicas; 2006. p. 2006



Categorías
Buscar publicaciones:



 Búsqueda Avanzada



Siga diariamente todas las novedades de PortalesMedicos.com en


  Revista Electrónica de PortalesMedicos.com

Revista de Medicina y Ciencias de la Salud, de periodicidad quincenal, dirigida a los profesionales de la Salud de habla hispana. ISSN 1886-8924