Comportamiento de las Enfermedades Diarreicas Agudas en pacientes menores de 15 años
Autor: Dr. Alexis Elier Álvarez Hernández | Publicado:  11/02/2010 | Gastroenterologia , Pediatria y Neonatologia | |
Comportamiento de las Enfermedades Diarreicas Agudas en pacientes menores de 15 años .2

En la mayoría de los países de América Latina y el Caribe, las enfermedades diarreicas constituyen unas de las 3 causas más comunes de enfermedad y muerte entre los niños menores de 5 años, esto provoca una gran demanda de atención en los servicios de salud y por lo tanto ocupa gran parte del tiempo de médicos, enfermeras y el otro personal. 6-8

 

La incidencia de esta enfermedad en los países en vías de desarrollo, es 5 veces mayor y la mortalidad representa cifras importantes, comportándose 100 veces mayor que en países desarrollados. Para estos países en desarrollo estas afecciones imponen una pesada carga, produciendo 1500 millones de casos de enfermedad al año en los niños menores de cinco años. En la actualidad todavía la mortalidad se considera un problema de salud muy serio, sobre todo en estos países. Múltiples episodios de diarrea en el primer año de vida pueden deteriorar el estado nutricional y causar graves secuelas. Se ha estimado que en Asia, África y América Latina cada año mueren alrededor de 3,3 millones de niños menores de 5 años por diarrea y ocurren más de mil millones de episodios de las mismas, presentándose 250 millones e casos por año. 10- 13

 

En América Latina fallecen anualmente alrededor de 1 millón de niños menores de 5 años por diarreas, de estos la mayoría son menores de 1 año, representando las Enfermedades Diarreicas Agudas (EDA) una de las primeras causas de defunción en el lactante, donde el hambre, la deshidratación, los factores ambientales y otros, son los responsables directos de la aparición de esta enfermedad. 14

 

Según informes de la Organización Panamericana de la Salud (OPS) y de la Organización Mundial de la Salud (OMS) el saneamiento ambiental puede reducir la incidencia de enfermedades infecciosas entre el 20% y el 80% mediante la inhibición de la generación de enfermedades y la interrupción de su transmisión. Es bien conocida la influencia que ejercen los factores socioeconómicos, culturales, higiénico, sanitarios y nutricionales sobre la morbimortalidad por enfermedades diarreicas agudas y no son más que el reflejo de las condiciones de vida de las grandes masas desposeídas de los países del tercer mundo que son los que aportan la mayoría de los fallecidos debido a la insalubridad, la desatención en salud, el hambre, la pobreza y la ignorancia a la que están sometidos como consecuencia de la injusticia económica y social. Sin embargo el problema se presenta también en naciones desarrolladas como Suiza donde las enfermedades diarreicas constituyen una de las causas más frecuentes de ingresos hospitalarios. 15

 

En Cuba esta afectación no constituye un problema de mortalidad, pero sí de morbilidad. En Cuba, la mortalidad por estas enfermedades en los menores de 5 años se ha reducido de manera notable, aunque la morbilidad constituye un problema importante de salud en ciertos meses del año por las alzas estacionales de la enfermedad. Al realizar un análisis del trabajo desplegado a partir de 1980 en que se puso en ejecución el Programa Mundial de Control de las Enfermedades Diarreicas por la Organización Mundial de la Salud, que en nuestro país es una continuación del Programa Nacional de Lucha contra la Gastroenteritis que se inició en 1962 se determinó que:

 

Los datos de morbilidad se ofrecen desde 1985 según diferentes grupos de edades. Las reducciones en la morbilidad han sido discretas, en los menores de 1 año fue de un 30,8%, en el grupo de 1 a 4 años 8,0%, en los menores de 5 años de un 20,1% y en los de 5 a 14 años de un 3,5% y en los menores de 15 años de un 15,8%. 8-15

 

Las tasas de mortalidad disminuyeron en el período de 1980-2000 en un 91,0% en los menores de un año, un 50,0% en los niños de 1-4 años, 85,7% en menores de 5 años, en 66,7% en el grupo de 5-14 años, y en 81,1% en los menores de 15 años. En el año 2000, las atenciones médicas por EDA fueron en la población general 77,1 x 1 000 habitantes, pero en menores de 1 año la cifra fue 1 073,6 x 1000 habitantes, de ahí la gran importancia que tiene el enfoque terapéutico de estas afecciones. 8-15

 

Para los países en desarrollo estas afecciones imponen una pesada carga, produciendo 1500 millones de casos de enfermedad al año en los niños menores de cinco años. En la actualidad todavía la mortalidad se considera un problema de salud muy serio, sobre todo en estos países. Múltiples episodios de diarrea en el primer año de vida pueden deteriorar el estado nutricional y causar graves secuelas. Se ha estimado que en Asia, África y América Latina cada año mueren alrededor de 3,3 millones de niños menores de 5 años por diarrea y ocurren más de mil millones de episodios de las mismas, presentándose 250 millones de casos por año. 8-15

 

En un estudio realizado en México en 1998 se registraron 617509 casos de EDA en niños menores de un año y 982111 en el grupo de 1 a 4 años. 15

 

Por otra parte en Colombia la incidencia de EDA en los últimos años fue de 116 por 100 000 habitantes en 1995. 16

 

En el caso de Venezuela constituyen las enfermedades diarreicas agudas la segunda causa de ingreso en los hospitales pediátricos y la segunda causa de muerte en los menores de un año, estimándose según la OPS que constituyen el 42.2% de la mortalidad en este grupo de niños solo superadas por las afecciones perinatales. En los países industrializados, la mortalidad es escasa, pero todavía continua como causa importante de morbilidad y de complicaciones como las deshidrataciones, que pueden poner en peligro la vida del niño. En resumen, como señala la Organización Mundial de la Salud (OMS), en todo el mundo las estadísticas demográficas demuestran que las infecciones diarreicas representan una causa importante de mortalidad infantil. 16

 

Los factores etiológicos fundamentales del proceso gastroentérico son agentes infecciosos entérales y parenterales y las no infecciosas: la causa infecciosa entérales son las más frecuentes, incluyendo microorganismos bacterianos, víricos y parasitarios. 17

 

La enfermedad diarreica de origen viral continúa siendo la primera causa sobre todo en menores de 4 meses y el rotavirus se menciona como uno de los más frecuentes en mayores de 6 meses, los procesos infecciosos bacterianos le siguen en orden de frecuencia siendo la Salmonella, Shigella, E. Coli y Campylobacter las que mayormente se aíslan. En los últimos años se ha incrementado el conocimiento de agentes bacterianos emergentes causantes de diarreas, entre los que se encuentra el género Aeroma, microorganismos descritos como habitantes naturales del medio acuático y del cuerpo de algunos animales (ranas, sapos, reptiles), teniendo amplia distribución en la naturaleza 19,20. En gran parte, la aparición de problemas ligados al medio ambiente ha sido consecuencia del crecimiento y desarrollo anárquicos de las comunidades humanas y la aparición del desarrollo tecnológico, en unos casos actuando de una manera directa sobre la salud humana y en otras ocasiones siendo originadas por una alteración o deterioro del medio ambiente. El 80% de las enfermedades que se padecen en los países en desarrollo, son atribuibles en su mayoría a necesidades básicas relacionadas con el saneamiento ambiental. Para lograr mejores niveles de salud y bienestar humano, es necesario satisfacer estas necesidades y dotar a la población de los conocimientos y medios necesarios para que estos se puedan prevenir y controlar. 18

 

Para promover estilos de vida sanos habrá que conocer los motivos del comportamiento que causa o previene la enfermedad, existen diversos tipos de pensamientos y sentimientos, los cuales están modulados por nuestros conocimientos, creencias, actitudes y valores que determinan nuestro comportamiento. Los conocimientos proceden a menudo de la experiencia, pero también de la información proporcionada por nuestros padres, maestros y amigos. 13- 19

 

Las enfermedades de transmisión digestiva podrían ser evitadas si se redujeran los riesgos producto de los inadecuados estilos de vida de la sociedad moderna, si se evitara la contaminación ambiental, si se garantizara el acceso al agua potable y el saneamiento ambiental, si se asegurara el acceso universal a las inmunizaciones y otros servicios básicos de salud, y si se preservara y protegiera el medio ambiente. Ninguna función corporal es más variable y está más sujeta a las influencias externas que la defecación. Los hábitos intestinales varían considerablemente de unas personas a otras y están afectados por la edad, la fisiología, la dieta y las influencias sociales y culturales. 13- 19


A continuación, presentamos una selección de los vídeos que ya pueden ver en la sección Vídeos de Medicina y Enfermería

>>ENTRAR EN VÍDEOS DE MEDICINA Y ENFERMERÍA

Categorías

Buscar publicaciones:



 Búsqueda Avanzada



Siga diariamente todas las novedades de PortalesMedicos.com en


  Revista Electrónica de PortalesMedicos.com

Revista de Medicina y Ciencias de la Salud, de periodicidad quincenal, dirigida a los profesionales de la Salud de habla hispana. ISSN 1886-8924