Intervencion educativa en familias funcionales y en moderadamente funcionales con discapacitados pediatricos
Autor: Daniel Piñango Delgado | Publicado:  10/06/2010 | Pediatria y Neonatologia , Medicina Familiar y Atencion Primaria | |
Intervencion educativa familias funcionales con discapacitados pediatricos .1

Intervención educativa en familias funcionales y en moderadamente funcionales con discapacitados pediátricos.

Est. Daniel Piñango Delgado.
Est. David Meleán Phillips.
Est. Edith Moncada Osorio.
Tutor: Dra. Dinet Martinez.
Asesor: Dr. Kanaan Arteaga

Trabajo de Investigación: Piñango Delgado D, Melean Philips D, Moncada Osorio E. “Intervención educativa en familias funcionales y moderadamente funcionales con discapacitados pediátricos”. ASIC “La Chamarreta”; Maracaibo 2010.

República Bolivariana de Venezuela. Ministerio del Poder Popular para la Educación Universitaria. Programa Nacional de Formación del Médico Integral Comunitario. Maracaibo – Zulia.

Resumen

Hoy en día se considera a la familia como la célula fundamental de nuestra sociedad, pero ¿Qué ocurre cuando la discapacidad irrumpe en nuestras familias y ataca a nuestros niños? Esto nos motivo a realizar un estudio longitudinal, prospectivo, cuasiexperimental de tipo intervención familiar que incluyó el uso de técnicas participativas para modificar el nivel de conocimiento sobre el manejo del niño discapacitado en familias funcionales y moderadamente funcionales en el CMF El Despertar. ÁSIC “La Chamarreta” Maracaibo Estado Zulia. En el período comprendido de noviembre 2008 a junio 2009.

El Universo estuvo constituido por 42 familias con pacientes discapacitados pediátricos de 0 a 10 años, la muestra se constituyo luego de la aplicación del TEST FF-SIL en 18 familias funcionales y moderadamente funcionales, ya que el resto de las familias presentaban resultados que las enmarcaban en el grupo de severamente disfuncionales o disfuncionales. La información se recolectó a través de una encuesta e historias clínicas familiares, los datos se analizaron en frecuencias absolutas y por ciento y reflejadas en tablas. Predominaron 18 familias funcionales y moderadamente funcionales, las familias ampliadas, con estrato social IV (medio bajo) con un 50%. Del total de pacientes discapacitados, el 55,6% presentan discapacidad motora. Un alto porcentaje de las familias evaluadas antes de la intervención, tenían nivel de conocimiento malo sobre el manejo integral del discapacitado pediátrico con un 69%, sin embargo una vez aplicada la misma el nivel de conocimiento integral cambio a excelente con un 44%.

Introducción

Históricamente se tiene constancia de que el termino familia ha pasado de generación en generación desde que los hombres del periodo paleolítico decidieron agruparse en tribus, sin embargo en el siglo IV el eminente científico Aristóteles definió a la familia como un conjunto de individuos que tienen un parentesco en común, sin embargo según el fundador de la antropología Claude Lévi-Strauss, la familia encuentra su origen en el matrimonio, consta de esposo, esposa e hijos nacidos de su unión y sus miembros se mantienen unidos por lazos legales, económicos y religiosos. 1

Además, establece una red de prohibiciones y privilegios sexuales y a una cantidad variable y diversificada de sentimientos psicológicos como amor, afecto, respeto, temor, etc. En oposición a este enfoque, Radica Coomaraswamy defiende que "no se debería definir la familia mediante una construcción formalista, nuclear, la de marido, mujer e hijos.

“La familia es el lugar donde las personas aprenden a cuidar y a ser cuidadas, a confiar y a que se confíe en ellas, a nutrir a otras personas y a nutrirse de ellas". 2

Para la sociología, una familia es un conjunto de personas unidas por lazos de parentesco. Los lazos principales son de dos tipos: vínculos de afinidad derivados del establecimiento de un vínculo reconocido socialmente, como el matrimonio que, en algunas sociedades, sólo permite la unión entre dos personas mientras que en otras es posible la poligamia, y vínculos de consanguinidad, como la filiación entre padres e hijos o los lazos que se establecen entre los hermanos que descienden de un mismo padre. También puede diferenciarse la familia según su ontogénesis entre sus miembros:

• Familia nuclear, padres e hijos (si los hay); también se conoce como «círculo familiar»;
• Familia extensa, además de la familia nuclear, incluye a los abuelos, tíos, primos y otros parientes, sean consanguíneos o afines;
• Familia ampliada, o mixta: multigeneracional convive más de tres generaciones (cuatrigeneracional), cualquier otro tipo que rebase las anteriores; en la cual conviva otros parientes o amigos

Existen sociedades donde al decir «familia» se hace referencia a la familia nuclear, y otras en las que se hace referencia a la familia extensa. Este significado es de origen cultural y depende en gran parte del grado de convivencia que tengan los individuos con sus parientes. 3-4

La razón de la existencia de la familia no puede abordarse únicamente como la respuesta a la necesidad de reproducción biológica de las sociedades. La reproducción de una sociedad, esto es, la incorporación de nuevos miembros en el tejido de relaciones sociales, no se realiza únicamente por medios biológicos.

Si se concediera que la familia debe reproducirse biológicamente, esta conceptuación de la institución que se aborda en el artículo no serviría para calificar como «familias» a aquellos grupos donde un individuo o su consorte (o ambos) están incapacitados de reproducirse biológicamente. 5

En estos casos, la función reproductiva se traslada a los mecanismos de reclutamiento socialmente aceptables como la adopción. El reclutamiento de nuevos miembros de una familia garantiza su trascendencia en el tiempo, pero no explica el por qué existen las familias. Por otra parte, la reproducción social no es la única potestad de las familias. 6 Estas sirven como el marco donde se realiza la primera socialización de los nuevos individuos de una sociedad, por medio de lo que se llama educación. La educación de los infantes se realiza de acuerdo con el código cultural de cada sociedad. 7

Por otra parte, la mera consanguinidad no garantiza el establecimiento automático de los lazos solidarios con los que se suele caracterizar a las familias. Si los lazos familiares fueran equivalentes a los lazos consanguíneos, un niño adoptado nunca podría establecer una relación cordial con sus padres adoptivos, puesto que sus "instintos familiares" le llevarían a rechazarlos y a buscar la protección del padre biológico.

Los lazos familiares, por tanto, son resultado de un proceso de interacción entre una persona y su familia lo que quiera que cada sociedad haya definido por familia: familia nuclear o extensa; familia monoparental o adoptiva, etc.

En este proceso se mezclan cuestiones de orden psicológico y social, del que deriva una identificación más o menos fuerte con el primer núcleo de socialización de la persona. 8 De aquí que, como ocurre en otros dominios del parentesco, sea necesario hacer énfasis en el hecho de que la existencia de la familia no es un fenómeno puramente biológico: es también y, sobre todo, una construcción cultural, en la medida en que cada sociedad define de acuerdo con sus necesidades y su visión del mundo lo que constituye una «familia». 9

Antropólogos y sociólogos han desarrollado diferentes teorías sobre la evolución de las estructuras familiares y sus funciones. Según éstas, en las sociedades más primitivas existían dos o tres núcleos familiares, a menudo unidos por vínculos de parentesco, que se desplazaban juntos parte del año pero que se dispersaban en las estaciones con escasez de alimentos. La familia era una unidad económica: los hombres cazaban mientras que las mujeres recogían y preparaban los alimentos y cuidaban de los niños. En este tipo de sociedad era normal el infanticidio (muerte dada violentamente a un niño de corta edad) y la expulsión del núcleo familiar de los enfermos que no podían trabajar.

Aceptamos a la familia como la célula básica de nuestra sociedad y deseamos que ella pueda cumplir con las funciones de criar a sus hijos, tanto nutritiva como normativamente, para el feliz desenvolvimiento de los niños. Pero que sucede cuando la discapacidad irrumpe en la familia y ataca a los menores, esto sucede con más asiduidad en las familias humildes, porque desgraciadamente sabemos que la pobreza es un caldo de cultivo formidable para la discapacidad aumentando el índice de personas con deficiencias ya sean estas congénitas o adquiridas. 10-11



Revista Electrónica de PortalesMedicos.com. ISSN 1886-8924

Revista Electrónica de PortalesMedicos.com – ISSN 1886-8924 – 

Revista de periodicidad quincenal dirigida a los profesionales de la Salud de habla hispana interesados en mantener sus conocimientos científicos al día y cultivar una formación continuada en las diversas especialidades en que se divide el Conocimiento Médico actual.

Leer el último número publicado