Opinion de las parturientas acerca de los cuidados de enfermeria recibidos durante el trabajo de parto
Autor: Yuleidys López | Publicado:  9/02/2012 | Enfermeria , Articulos | |
Opinion parturientas acerca de cuidados enfermeria recibidos durante el trabajo de parto .1

Opinión de las parturientas ubicadas en las unidades de gineco-obstetricia I, II, III, IV acerca de los cuidados de enfermería recibidos durante el trabajo de parto.

Autores

Yuleidys López
Adelaida Nieles
Diangie Nieves
Elsa Vargas

Resumen

El objetivo de este trabajo fue determinar la opinión de las parturientas ubicadas en las unidades de Gineco-Obstetricia I, II, III, IV acerca de los cuidados de enfermería recibido durante el trabajo de parto Hospital Central Universitario Dr. Antonio María Pineda”. Estudio de tipo descriptivo apoyado en una actividad de campo, de corte transversal. La población estuvo conformada por 40 (cuarenta) parturientas ubicadas en el servicio de Gineco-Obstetricia. Para la recolección de datos se diseñó un cuestionario de (29) veintinueve preguntas, estructurada de forma de forma en que pudieran ser respondida según la escala de Likert (siempre, a veces, nunca), dicho cuestionario se dividió en dos partes la primera acerca de los cuidados de las necesidades físicas con dieciséis (16) enunciados y la segunda, sobre los cuidados los cuidados de las necesidades socio afectiva con catorce (14) enunciado; aplicado previo consentimiento informado.

Se obtiene como resultado, según las respuestas de los sujetos encuestados con respecto a los cuidado de las necesidades físicas, que 95,5% nunca midió la temperatura, 67,5% nunca le realizaron valoración de las piernas, mientras que un 45% nunca les orientó sobre los ejercicios de respiración. Con respecto a los cuidados de las necesidades socio afectiva el 60% respondió que nunca le solicitaron permiso para realizarle un procedimiento, 55,5% nunca estableció un contacto físico enfermera- paciente, 45% nunca se presentó como personal de enfermería y un 45% aclaro dudas a la parturienta.

Palabras clave. Enfermería. Cuidados. Parturientas. Necesidades

Introducción

Los cuidados de las necesidades físicas y socio-afectivas, que brinda el profesional de enfermería a la mujer en el periodo de trabajo de parto, resultan una labor esencial, ya que esto permite que la parturienta tenga una experiencia de seguridad y confianza en todo lo que resulta este proceso fisiológico. En tal sentido los profesionales de enfermería nos vemos en la obligación de dar mejores cuidados en todos los aspectos que se ven implicados en la calidad de su atención. El propósito de los estudios donde se determina la opinión de las parturientas acerca de los cuidados de enfermería en trabajo de parto, es dar voz a los pacientes en el desarrollo y mejora continua de los servicios asistenciales.

Según Lima C. (2006) el parto es un fenómeno en el que los factores fisiológicos, sociales, culturales y psicológicos interaccionan con la historia personal y familiar de la mujer. En tal sentido, la parturienta en su trabajo de parto tiene que lidiar con cada uno de estos factores, los cuales la llevan a experimentar sensaciones negativas y positivas. Resultando todo esto un impacto emocional donde cada parto es una experiencia única e individual.

Ante la intensidad física y emocional que las parturientas experimentan, las autoras consideran que es necesario estar atentas a necesidades físicas y socio-afectivas generadas por cada mujer durante el trabajo de parto, pudiendo brindar así una atención individualizada y personalizada, propiciando beneficios en la salud de la madre e hijo.

El Trabajo de parto según Zighelboim I. (2007) es aquel proceso que comprende los fenómenos maternos y fetales, mecánicos y dinámicos, que permiten que este se produzca. En este proceso importante que el profesional de enfermería brinde un bienestar físico y emocional tanto para la mujer como el feto.

Por otra parte menciona Vivanco M. (2011) la intensidad de los sentimientos de la madre durante un período tan sensible hace necesaria la presencia de profesionales formados capaces de apoyar y reforzar emocionalmente a la mujer, explicar, educar y dirigir la actitud de su conducta en algunas situaciones críticas, así como de respetar y hacerla partícipe en la toma de decisiones, devolviéndole el papel protagonista de su parto, que parece haberle sido arrebatado por la excesiva y a veces innecesaria intervención.

El parto en las mujeres de bajo riesgo, actualmente se regula por el bienestar fetal y por la eficiencia en la conducción del proceso. No obstante, el desafío para esta nueva década ha sido incorporar activamente a la mujer que vive el proceso, considerando su bienestar multidimensional como un nuevo foco de regulación del cuidado en situación de parto. Esto principalmente, porque en sí mismo, constituye un indicador de calidad de la atención maternal e indirectamente, podría contribuir en un continuo del mejoramiento de algunos indicadores maternos perinatales. El incluir este nuevo foco del cuidado implica, a su vez, la necesidad de objetivar el bienestar materno; describen Uribe C., Contreras A., Villarroel L., Rivera S., Bravo P., (2008).

El cuidado de enfermería debe de estar orientado hacia una atención integral y de alta calidad que garantice el bienestar de la madre, el feto/recién nacido y la familia (acompañante, esposo u otros parientes). Las madres buscan experiencias positivas en el parto, esperan ser físicamente y emocionalmente capaces de lograr el nacimiento de sus hijos. Pero requieren una atención de y apoyo continuo para lograr con éxito tal propósito, por ello la atención de enfermería debe ser oportuna de tal manera que permita valorar las necesidades, respuestas y problemas de adaptación que se puede ir presentando en el transcurso de cada una de las etapas para el cuidado que garantice el bienestar menciona Gutiérrez M., y otros (2007).

Por tal motivo esta investigación, se centro en estudiar como población a cuarenta (40) puérperas ubicadas en las unidades de Gineco- obstetricia I, II, III y IV “Hospital Central Universitario Dr. Antonio María Pineda” Barquisimeto, Parroquia Catedral. Municipio Iribarren. Estado Lara, con fines de evaluar la opinión de las parturientas acerca de los cuidados de enfermería recibido durante el trabajo de parto, se aplico previa validación y con el consentimiento informado de la población de estudio un cuestionario de treinta (30) preguntas, estructurada de forma, que pudieran ser respondida según la escala de Likert (siempre, a veces, nunca), dicho cuestionario se dividió en dos partes la primera acerca de los cuidados de las necesidades físicas con dieciséis (16) enunciados y la segunda, sobre los cuidados los cuidados de las necesidades socio afectivas con catorce (14) enunciados.


Capítulo I: el problema

Planteamiento del Problema:

El embarazo según Ladewig P. (2006) es el periodo de desarrollo intrauterino desde la fecundación hasta el nacimiento. Tenemos que recordar que este periodo dura unas 40 semanas desde el primer día de la última menstruación o 38 semanas desde la fecundación siendo esta aproximadamente unos 9 meses. En 2007 el Comité de Aspectos Éticos de la Reproducción Humana y la Salud de las Mujeres de la Federación Internacional de Ginecología y Obstetricia (FIGO) definió al embarazo como la parte del proceso de la reproducción humana que comienza con la implantación y termina con el parto.

De la misma manera, Ladewig P. (2006) mencionó que el desarrollo del embarazo se suele dividir en tres etapas; de tres meses cada una, con el objetivo de simplificar la referencia a los diferentes estados de desarrollo del feto. Durante el primer trimestre el riesgo de aborto es mayor (muerte natural del embrión o feto), durante el segundo trimestre el desarrollo del feto puede empezar a ser monitorizado o diagnosticada y el tercer trimestre marca el principio de la viabilidad aproximadamente después de la semana 25 que quiere decir que el feto podría llegar a sobrevivir de ocurrir un parto prematuro, parto normal o cesárea.

Por otra parte Ladewig P. (2006) define parto como un proceso mediante el cual el feto es expulsado del útero. También Zighelboim I. (2007) define parto como un proceso que pone fin al embarazo con la salida del feto y placenta fuera del útero vivo o muerto. Se espera que el parto de una mujer ocurra entre las semanas 37 y 42 completas desde la fecha de la última menstruación o en algunos casos antes de las 40 semanas o 9 meses de gestación. Existen diversas modalidades por la que nace el feto al final del término del embarazo: parto vaginal es cuando el bebé nace cruzando por la vagina de la madre, siguiendo las indicaciones del profesional de salud, con la asistencia de poca tecnología o ninguna, Parto vaginal con fórceps que es el parto vaginal que debe verse asistido con instrumentos especiales, como el fórceps o pinza obstétrica que prensa la cabeza del recién nacido con la finalidad de asirlo y jalar de él fuera del canal de parto, Parto abdominal es que se realiza quirúrgicamente mediante una operación abdominal llamada cesárea. No todas las cesáreas son por indicación médica en casos de partos de alto riesgo, un porcentaje de ellos son electivos, cuando la madre elige por preferencia que su bebé no nazca por vía vaginal.

Por otro parte, Reeder M. (1995), refiere que trabajo de parto es una serie de procesos mediante los cuales la madre expulsa a los productos de la concepción. El inicio del trabajo de parto varía entre una mujer y otra, siendo las signos más frecuentes, la expulsión del tapón mucoso cervical, la aparición de leves espasmos uterinos a intervalos menores de uno cada diez minutos, aumento de la presión pélvico con frecuencia urinaria, la ruptura de las membranas que envuelven al líquido amniótico con el consecuente derramamiento del voluminoso líquido con indicios de secreciones con sangre. De igual manera, Zighelboim I. (2007) refiere que trabajo de parto comprende fenómenos maternos y fetales, mecánicos y dinámicos que permite que este se produzca.



Categorías
Buscar publicaciones:



 Búsqueda Avanzada




  Revista Electrónica de PortalesMedicos.com

Revista de Medicina y Ciencias de la Salud, de periodicidad quincenal, dirigida a los profesionales de la Salud de habla hispana. ISSN 1886-8924