Alteraciones histologicas gastricas por Helicobacter Pylori en pacientes dispepticos
Autor: Dra. Anniuska Gigato Díaz | Publicado:  28/02/2011 | Anatomia Patologica , Gastroenterologia , Articulos , Imagenes de Anatomia Patologica , Imagenes de Gastroenterologia , Imagenes | |
Alteraciones histologicas gastricas por Helicobacter Pylori en pacientes dispepticos .1

Alteraciones histológicas gástricas por Helicobacter Pylori en pacientes dispépticos. Hospital Manuel Fajardo. Año 2009. 

histologia_Helicobacter_pylori/Helicobacter_pylori

Dra. Anniuska Gigato Díaz. Especialista de primer grado en gastroenterología. Master en Enfermedades infecciosas
Dr. Rolando Martínez López. Especialista de segundo grado en gastroenterología. Máster en Enfermedades infecciosas
Dra. Lisset Diaz Diaz. Especialista de primer grado en gastroenterología.
Dr. C. Raúl Brizuela Quintanilla. Especialista de segundo grado en gastroenterología.

RESUMEN

El Helicobacter pylori es considerada cancerígeno tipo I por la OMS. Se realizó estudio descriptivo, prospectivo, con el objetivo de determinar las alteraciones histológicas gástricas en pacientes con síntomas dispépticos y Helicobacter pylori. El universo estuvo constituido por 220 pacientes con dispepsia, a quienes se realizó videoendoscopia, de mayo del 2009 a mayo del 2010. La muestra incluyó 127 pacientes entre 18 y 87 años, con promedio de 51 años. La prevalencia de infección por Helicobacter fue del 57,7%. Predominaron las féminas y las edades tempranas.

El síntoma predominante fue la acidez, mientras el diagnóstico endoscópico que mostró mayor asociación a la presencia de la bacteria fue la ulcera duodenal, seguido por la gastritis eritematosa, nodular, erosiva y el cáncer gástrico. La gastritis con metaplasia intestinal fue el diagnóstico histológico de mayor relevancia en relación con la presencia de la bacteria, seguido de la gastritis crónica superficial.

ÍNDICE

I. INTRODUCCIÓN

I.I Antecedentes históricos.

A finales del mes de marzo de 1545 el entonces Gobernador General de la ínsula Don Juanes de Ávila funda, en una construcción de madera y cubierta de guano, lo que sería el primer hospital de la Villa de San Cristóbal de La Habana, según consta en carta enviada por él a sus Majestades Católicas, en una de cuyas partes reza textualmente: “...apostrero de marzo de 1545 anzimismo he hecho el hospital desta villa”.

Según relata el Historiador Emilio Roig de Leuchsenring, estaba situado cerca de la manzana que hoy ocupa el Palacio de los Capitanes Generales y se piensa que sucumbió, quedando destruido durante la toma e incendio de la Ciudad, por el pirata francés Jacques de Sores el 10 de julio de 1555.

El hospital no fue reedificado hasta el 23 de Diciembre de 1596, fecha en que el gobernador de la isla, Juan Maldonado Barnuevo, compró con ese fin dos naves y una capilla situadas en el terreno aledaño al colegio de San Felipe y Santiago, del cual tomaría su nombre.

En los primeros días del mes de agosto de 1602 por Cédula Real, se concedió permiso a religiosos de la orden de San Juan de Dios, para radicarse en Las Indias y a cuatro de ellos en particular en La Habana, con el fin de hacerse cargo del Hospital. Ellos, en honor a su Patrono, le cambiaron el nombre por el de «San Juan de Dios». Es en esa época cuando comienza a prestar asistencia el primer médico de la villa, de quien sólo se conoce su nombre: Julio César.

Posteriormente y por Real Cédula del 24 de febrero de 1769, se hizo entrega del hospital a una administración civil en la persona de Don Tomás Mateo Cervales, retomando de nuevo el nombre de San Felipe y Santiago.

En 1859 se produce un derrumbe parcial de su estructura, por lo que en julio del año 1861 se ordena su traslado hacia los altos de la antigua cárcel de la Habana, en tanto se compraba una parcela del entonces Reparto Medina, donde se encuentra hoy la Heladería «Coppelia», con vistas a la construcción de un nuevo local.

Fue en estas paredes que adquirió su condición de Centro de Enseñanza Universitaria y en él prestaron servicios médicos ilustres como los Dres. Díaz Albertini, Raimundo Menocal y Don Tomás Romay.

Por sus aulas pasaron también hombres ilustres, que dejaron escritas bellas y heroicas páginas de nuestra Historia, como Fermín Valdés Domínguez y fueron sus alumnos los 8 Estudiantes de Medicina que serían fusilados el 27 de noviembre de 1871.

La primera piedra del nuevo Hospital se colocó el viernes 19 de Noviembre de 1880 y se concluyó su construcción, inaugurándose, el 8 de Febrero de 1886 con el nombre de «Reina Mercedes» en honor a la esposa del rey español Alfonso XII, figuras insignes dejaron en él sus huellas y fue su Director un grande de la Medicina Cubana, el Dr. Emiliano Núñez, quién en 1895, guardó prisión por tres años en la Isla de Fernando Poo a causa de sus ideales separatistas.

Al cesar la dominación española, el hospital «Reina Mercedes» cambió nuevamente su nombre, esta vez por el de «Nuestra Señora de las Mercedes» y comenzó a ser dirigido por un Patronato.

Era un centro público, de carácter religioso cuyas plazas se ganaban por oposición y que, junto al Hospital «Calixto García», constituían los únicos Hospitales Universitarios del país en aquel entonces.

En el año 1954 la zona había incrementado notablemente el nivel de polución, por lo que el Patronato que dirigía el hospital decidió vender el terreno y adquirir otro en un entorno más tranquilo, en la Loma del Príncipe, aledaño al Castillo del mismo nombre.

El Proyecto fue del Arquitecto Víctor Morales, en una extensión de 300 metros y 8 plantas. El nuevo inmueble fue inaugurado en el año 1958 manteniendo el nombre de «Nuestra Señora de las Mercedes» y siendo dirigido por el Dr. Luis Ortega Verde.

El 23 de Agosto de 1958 se efectúo una ceremonia de despedida del antiguo edificio, el cual fue catalogado como uno de los mejores y más funcionales de su tiempo por su estructura y distribución, sin obviar el hecho de haber sido el laboratorio donde prestigiosos médicos desarrollaron la práctica de importantes especialidades en el país:

• El Dr. Ángel Aballí desarrolló la Pediatría.
• El Dr. F. Domínguez Roldán introdujo la Radiología,
• El Dr. Raimundo Menocal inició el combate contra las Enfermedades de transmisión sexual (ETS)
• Dr. Nicolás Puente desarrolló la Oncología.
• Los Dres. Sánchez Toledo y Alberto Inclán desarrollaron la Ortopedia.
• La enfermera Miss Mary O`Donnell fundó la 1ra Escuela de Enfermeras de Cuba.
• El Dr. José Iglesias de la Torre fundó el 1er Departamento de Asistencia Social, etc.

Al triunfo de la Revolución el Hospital «Calixto García» y el Hospital «Nuestra Señora de las Mercedes» eran los únicos hospitales Universitarios del país y de sus claustros emergieron las células iníciales de los 14 Hospitales Docentes acreditados por la Junta de Gobierno Revolucionario en 1959, que sesionó en nuestro Anfiteatro. Unidos fungieron como Facultad de Ciencias Médicas #1 hasta 1984, en que se constituyó como un Complejo Hospital-Facultad independiente, con el nombre de «Comandante Manuel Fajardo».

Este nombre honra al hospital desde el 1ero. de Diciembre de 1960, debido al póstumo homenaje de la Junta de Gobierno de Hospitales Universitarios, quien decidió otorgarle dicho nombre en honor a la memoria del Comandante Dr. Manuel Fajardo Rivero, quien compartió las labores de Médico Cirujano y de Jefe Guerrillero durante la Guerra Revolucionaria y que recientemente había caído en combate en la Lucha Contra Bandidos en el Escambray el 29 de noviembre de 1960.

Con el decursar del tiempo y merced al desarrollo alcanzado, varios servicios del Hospital se desagregaron, convirtiéndose el Servicio de Radium en Instituto Nacional de Oncología y Radiobiología. El servicio de Endocrinología se convirtió en Instituto Nacional de Endocrinología y Enfermedades Metabólicas y lo mismo sucedió con el de Cardiología, que pasó a ser Instituto Nacional de Cardiología y Cirugía Cardiovascular.

Por otra parte y gracias a los esfuerzos del Dr. Armando de Córdoba, se creó el primer Hospital de Día Psiquiátrico del país y el Servicio de Dermatología, dirigido por el Dr. Alfredo Abreu se constituyó en Centro de Referencia Nacional.

Analizando pues la trayectoria histórica del Hospital Comandante Manuel Fajardo, podríamos concluir que no solamente fue el primero fundado en CUBA, sino que ha sido pionero en múltiples ramas de la Medicina y precursor de varios Institutos especializados que hoy distinguen al Sistema de Salud Cubano.

Actualmente, el hospital «Comandante Manuel Fajardo», es el hospital base del municipio Plaza de la Revolución y atiende a una población de 171 437 habitantes. Esta se caracteriza por presentar una pirámide poblacional regresiva y elevados índices de envejecimiento poblacional. Tal es así, que la población del municipio es considerada la más envejecida del país. (1)



Categorías
Buscar publicaciones:



 Búsqueda Avanzada



Siga diariamente todas las novedades de PortalesMedicos.com en


  Revista Electrónica de PortalesMedicos.com

Revista de Medicina y Ciencias de la Salud, de periodicidad quincenal, dirigida a los profesionales de la Salud de habla hispana. ISSN 1886-8924