Tuberculosis Pulmonar y Extrapulmonar. Hallazgos Tomograficos
Autor: Dra. Sandra Alba Rodríguez | Publicado:  9/09/2010 | Radiodiagnostico y Radioterapia , Enfermedades Infecciosas , Medicina Interna , Neumologia , Imagenes de Enfermedades Infecciosas , Imagenes de Radiodiagnostico y Radioterapia , Imagenes de Medicina Interna , Imagenes de Neumologia | |
Tuberculosis Pulmonar y Extrapulmonar. Hallazgos Tomograficos .1

Tuberculosis Pulmonar y Extrapulmonar. Hallazgos Tomográficos. Septiembre 2007 A Marzo 2008.

Dra. Sandra Alba Rodríguez. Especialista de 1er Grado en Medicina General Integral. Especialista de 1er Grado en Imagenología. Profesor Instructor

Dr. Ciro Braulio Estrada García. Especialista de 1er Grado en Medicina General Integral y en Cirugía Reconstructiva y Quemados. Profesor Instructor. Master en Urgencias Médicas en Atención Primaria

Dra. Mayda Cisneros Rubalcaba. Especialista de 1er Grado Imagenología.

Resumen

Se realizó un estudio descriptivo transversal en los pacientes atendidos en el centro Medico Diagnostico de Alta Tecnología General Rafael Urdaneta con diagnóstico de Tuberculosis Pulmonar y Extrapulmonar, con el objetivo de describir los hallazgos tomográficos en los pacientes atendidos por dicha patología. Se encontró que de un total de 35 enfermos recibidos con el diagnóstico de tuberculosis, 13,3% correspondió a tuberculosis extrapulmonar. El grupo más afectado fue el de 35 a 54 años, con 18 enfermos (58%), la edad media encontrada fue de 39 años. El método principal de diagnóstico fue la baciloscopia en las formas pulmonares y el cultivo y la biopsia para las formas extrapulmonares. La forma clínica más frecuente de tuberculosis extrapulmonar fue la pleural (81%), seguida por la tuberculosis ganglionar (15%). El compromiso pulmonar se caracterizó por las lesiones fibrosas, las bronquiectasias, el engrosamiento de la pared bronquial, así como la asociación de lesiones.

Summary

We conducted a cross sectional study in patients treated in the center of High Technology Medical Diagnostics General Rafael Urdaneta diagnosed with pulmonary and extrapulmonary tuberculosis, in order to describe the CT findings in patients treated by this pathology. It was found that a total of 35 patients admitted with the diagnosis of tuberculosis, 13.3% were extrapulmonary tuberculosis. The group most affected was 35-54 years, with 18 patients (58%) found the average age was 39 years. The main method of diagnosis was the basiloscopía in pulmonary forms and cultivation and biopsy for extrapulmonary forms. The most frequent clinical presentation of extrapulmonary tuberculosis was the pleural (81%), followed by lymph node tuberculosis (15%). Lung involvement was characterized by fibrous lesions, bronchiectasis, thickening of the bronchial wall, and the association of injury.

Palabras clave: tuberculosis pulmonar, tuberculosis extrapulmonar,

Introducción

La tuberculosis es una enfermedad conocida desde tiempos inmemoriales. Se afirma que se inició cuando el hombre empezó a vivir en grupos sociales. Existen evidencias paleológicas de tuberculosis vertebral en restos neolíticos precolombinos, así como en momias egipcias que datan aproximadamente del año 2400 a.c. Quizá la primera "cita bibliográfica" que podemos hallar en relación a ella se encuentre en los libros de El Antiguo Testamento, donde se hace referencia a la enfermedad consuntiva que afectó al pueblo judío durante su estancia en Egipto, tradicional zona de gran prevalencia de enfermedad. En épocas antiguas, incluso hasta el siglo XIX y a principios del siglo XX, ha constituido un verdadero azote para la humanidad, afectando especialmente a las grandes aglomeraciones industriales con una altísima morbilidad y mortalidad 1. Pero el conocimiento de la naturaleza de la tuberculosis es bastante reciente. En 1865, Villemin demostró su contagiosidad, y en 1882 Robert Koch descubrió el agente productor, el bacilo tuberculoso que lleva el nombre en su honor, el bacilo de Koch (BK). Este mismo autor fabricó la primera tuberculina a partir de extractos bacilares 2. La tuberculosis pulmonar es transmitida de persona a persona principalmente por vía respiratoria, a través de las gotitas de Pflüge. Los signos y síntomas se presentan de acuerdo con el o los órganos afectados.

La relación entre la enfermedad pulmonar y las formas extrapulmonares de la tuberculosis se estableció en 1804 con los escritos de Laennec. El primer caso documentado data de 1843. A principios del siglo XX, la tuberculosis intestinal era la primera causa de estenosis y obstrucción intestinal. Las mejoras higiénico-dietéticas y el tratamiento específico redujeron su incidencia, aunque con la migración actual su incidencia puede aumentar 2,3. Es una enfermedad infectocontagiosa producida por agentes del grupo Mycobacterium tuberculosis complex, especialmente por el Mycobacterium tuberculosis o bacilo de Koch. Conocida como “la gran simuladora”, la tuberculosis mimetiza una gran cantidad de padecimientos, y en su variante peritoneal puede comportarse clínicamente como cualquier otra enfermedad abdominal, como la enfermedad de Chron 4,5. De hecho, si no se sospecha, puede pasar por alto o diferirse indefinidamente, lo cual repercute de forma significativa en las tasas de morbimortalidad por dicha afección.

La tuberculosis está incrementándose tanto en los países desarrollados como en los países en vía de desarrollo debido a tratamiento inadecuado de los enfermos, a la epidemia del VIH¬ Sida, a la resistencia a los fármacos antituberculosos, así como al deterioro de las condiciones socioeconómicas, aumento de la pobreza y débil apoyo político y económico 6. Actualmente se considera que un tercio de la población humana se halla infectada por Mycobacterium tuberculosis.

La tuberculosis es una enfermedad que puede comprometer diferentes aparatos y sistemas, con predominio del compromiso pulmonar en una relación de diez a uno sobre el extrapulmonar 7. El compromiso digestivo se encuentra entre 0,4% y 5% y en nuestro medio es predominantemente secundario a la existencia de un foco pulmonar, entre el 75% y 92,6% 6, 7,8. Son raros los casos de compromiso primario por ingestión de leche recién extraída o no hervida 9. De hecho, si no se sospecha, puede pasar por alto o diferirse indefinidamente, lo cual repercute de forma significativa en las tasas de morbimortalidad por dicha afección 10.

La forma clínica más común es la enfermedad pulmonar, las formas extrapulmonares son de difícil diagnóstico. Las manifestaciones clínicas son inespecíficas y compatibles con otras patologías como enfermedad inflamatoria intestinal, cáncer de ovario avanzado, micosis profundas, infección por Yersinia y amebomas. La afección del peritoneo ocupa el sexto lugar, después de los ganglios linfáticos, genitourinaria, osteoarticular, miliar y meníngea. Eventualmente, 25 a 75% de los pacientes con tuberculosis abdominal requerirán cirugía, ésta debe ser un procedimiento conservador y reservándose las resecciones intestinales para casos complicados. La oclusión intestinal representa 15- 60% de las complicaciones, la perforación intestinal 1-15%, abscesos y fístulas 2-30% y finalmente hemorragia 11, 12,13.

La tuberculosis supone un auténtico problema de salud pública, a nivel mundial, por lo que se debe analizar su situación epidemiológica actual, tan importante para comprender correctamente esta enfermedad en su globalidad. No por repetidas, dejan de sorprender las cifras que la Organización Mundial de la Salud (OMS) publica en relación a la situación de la tuberculosis en el mundo.

Según las estimaciones disponibles, en 1995 se registraron mundialmente unos nueve millones de casos nuevos de tuberculosis y tres millones de defunciones por esa causa. M. tuberculosis causa la muerte de más personas que cualquier otro agente infeccioso. Las defunciones por tuberculosis representan el 25 por ciento de todo la mortalidad evitable en los países en desarrollo, donde se registra el 95 por ciento de los casos y el 98 por ciento de los fallecimientos causados por esta enfermedad; el 75 por ciento de los casos se sitúa en el grupo de edad económicamente productivo (15-50 años).

Existen datos impresionantes y se estima que la prevalencia de infección en el mundo era del 32 por ciento de la población (1.860 millones de personas). Alrededor de 1.870.000 personas murieron de tuberculosis, con una mortalidad global del 23 por ciento, aunque sobrepasaba el 50 por ciento en algunos países africanos donde la coinfección por VIH es muy alta.

En Cuba, el porcentaje de tuberculosis es de 12%, las tasas más altas están en las provincias orientales. Esta cifra sitúa al país en un lugar privilegiado en el nivel internacional al superar incluso a algunos países industrializados. Venezuela no escapa de la incidencia de pacientes con tuberculosis pulmonar y las formas extrapulmonares, aunque no se han encontrado estadísticas confiables de este problema de salud.



Categorías
Buscar publicaciones:



 Búsqueda Avanzada



Siga diariamente todas las novedades de PortalesMedicos.com en


  Revista Electrónica de PortalesMedicos.com

Revista de Medicina y Ciencias de la Salud, de periodicidad quincenal, dirigida a los profesionales de la Salud de habla hispana. ISSN 1886-8924